El SuperDiez

 La lista de éxitos del cine en España

 FILA DIEZ   Josemanuel Escribano

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

A

 

DUNE   (18.09.21)

Dir.: Denis Villeneuve. Pro.: Denis Villeneuve, Cale Boyter, Joseph M. Caracciolo, Mary Parent. Gui.: Denis Villeneuve, Jon Spaihts, Eric Roth. Int.: Timothée Chalamet, Rebecca Ferguson, Oscar Isaac, Zendaya. Foto.: Greig Fraser. Mús.: Hans Zimmer.

 

¿Alguien que no fuera Denis Villeneuve podría haber asumido el reto de volver a llevar Dune a la pantalla? Creo que no… Y en todo caso, esta propuesta confirma el cambio de rumbo en la obra del director canadiense iniciado con Blade Runner 2049 y que puede seguir con la continuación y la serie de Dune y la nueva Cleopatra. Parece que a Villeneuve no le frena nada… aunque a mí me parece más interesante la primera parte de su trabajo, de Politécnico e Incendios a La llegada.

En cualquier caso, aquí está ya esta revisión del clásico -llamemos “clásico” al descomunal e inútil esfuerzo de David Lynch- de 1984. Basado igualmente en el libro de Frank Herbert -en su primera parte-, pero con una tecnología y un lenguaje que han avanzado casi cuarenta años. Y, sobre todo, con una apuesta de producción infinitamente más coherente y constructiva. Todo eso se nota; que sea suficiente es otra cuestión.

El argumento no es distinto. Está el escenario principal, el planeta Arrakis, con sus inmensos desiertos cubiertos de la especia, el auténtico sustento del universo, que permite la vida interplanetaria y que hace ricos a sus recolectores. Que no son los pobladores originales del planeta, los Fremen, sino la familia Harkonnen -con su Barón a la cabeza- que tienen permiso del Emperador para esa actividad. Pero algo ha cambiado en sus designios, porque de pronto los Harkonnen tienen que abandonar Arrakis para ser sustituidos por los Atreides, habitantes del planeta Caladan, que tienen ahora la licencia imperial.

Todo sin contar nunca con los Fremen, especie de parias que no pueden disfrutar de sus propias riquezas. Claro que esperan la llegada de un mesías que los va a liderar y sacar de la penuria. Eso siempre consuela mucho, y van preparándose aprendiendo a sobrevivir a sus invasores y a los tremendos gusanos que habitan el subsuelo y que pueden tragarse todo lo que pillen, aunque sea del tamaño de una nave espacial de última generación. Y los Atreides, dirigidos por el Duque Let y su hijo Paul, llegan a Arrakis. No se fían mucho de la aparente calma, ni tampoco del mismo Emperador. Y tienen razón.

No es posible poner un pero técnico a la producción. Lo que era tosco y atropellado en la versión de Lynch, es ahora brillante, espectacular y congruente, incluido el inevitable aire místico y relativamente paranormal de algunas situaciones, resueltas aquí con mucha mayor solvencia. Es Villeneuve, un director de potencia visual y narrativa más que demostrada.

También ayuda que el relato es algo más breve. No en la duración de la película, sino en su contenido; fiados los autores en que un éxito incuestionable les permita realizar la segunda parte. Así esta primera termina abierta, aunque se atisba, claro, el destino de los protagonistas de la historia. Personificados en un reparto estelar, como corresponde, de Oscar Isaac a Javier Bardem, de Timothée Chalamet a Zendaya, de Josh Brolin a Rebecca Ferguson.  

¿Y el pero…? El pero es que todo ese bagaje en armas y soldados, esa intención de sobrepasar el original y desplegar la versión definitiva de Dune, no consigue lo que debería ser el resultado principal: sorprender, interesar todo el tiempo, emocionar al espectador. Denis Villeneuve ha hecho una buena película, una obra notable si se quiere, pero nada apasionante. La de Lynch fue un desastre épico; esta no es un desastre, pero épica… tampoco.

 
CRÍTICAS ANTERIORES:
A B C D E F G H I J K L M
N O P Q R S T U V W X Y Z